martes, 23 de abril de 2013

Chuletas de cerdo con salsa de champiñones

Es una receta súper fácil. Sobre todo, para los que no sepáis cocinar, que os animéis a hacer algo muy rico y sencillo. Ni que decir tiene, que en lugar de las chuletas de cerdo, podéis hacer un filete de ternera o lo que os dé la gana.



Ingredientes:

- Una cebolla pequeña

- Bandeja de champiñones

- Jamón serrano (unas 3 lonchas del que viene envasado)

- Un vasito pequeño de vino blanco.

- Nata líquida para cocinar (un envase de 200 o 250 ml)



- Sal y perejil

- ¡Ah! y las chuletas o la carne que queráis.



Receta:

Limpiamos y cortamos los champiñones en láminas. Cortamos la cebolla en dados muy finitos. Cortamos el jamón serrano en dados.

Freímos nuestra cebolla.

Cuando está dorada, añadimos el jamón, que solo movemos un poco, y enseguida echamos los champiñones.

Estos tardan bastante (unos 10 minutitos). Primero van a soltar todo el agua, y después vamos a seguir rehogando los champiñones hasta que no quede agua.

Entonces, añadimos el vino. Y seguimos rehogando hasta que se vuelva a evaporar todo.

Cuando el champi empiece a dorarse, añadimos la nata líquida y un poco de sal, removemos un par de minutos y ya tenemos nuestra salsa.

¡Ojo! Cuidado con la sal, porque el jamón y el vino ya son muy sabrosos!!


Hacemos nuestras chuletas (yo las hice con sal, pimienta y ajo picado, pero cada uno que las haga a su gusto).
Servimos las chuletas y la salsa y a comer!!



Ingredientes. Más la nata líquida y las chuletas, que olvidé poner en la foto... :(

Doramos la cebolla.

Añadimos el jamón serrano.

Añadimos el champi.

Ya han soltado y se ha vuelto a evaporar todo el agua. Ahora añadimos el vino.

Cuando está así de doradito, es el momento de echar la nata.

Añadimos la nata líquida, probamos para ver si es necesario echar sal, movemos un par de minutos y listo.

Freímos nuestras chuletas (bien doradas si es cerdo), servimos en un plato con nuestra salsa de champiñones y... ¡a comer!!